Eje 2 | MESA 40 | Entre la crítica y la pasión: reflexiones epistemológicas para el pensamiento sociológico

Coordinadores:
Claudio Eduardo Martyniuk
Esteban Dipaola
Oriana Seccia



Resumen de la Mesa

La práctica de la crítica implica posicionar un antiesencialismo, el cual se evidencia en sus distintas referencias disciplinarias: teoría de género, epistemología, estudios culturales, crítica literaria, crítica legal, crítica postcolonial, estudios visuales, entre otras. La crítica tiene el afán de restaurar lazos entre abstracción y sensibilidad, exponiendo cuestionamientos a los fundamentos del saber, del conocimiento y de la verdad. El desafío empático y el escurrimiento de lo propio en la categorización de lo sensible empañan el trabajo crítico. La crítica engendra empatía: empatía en la crítica, compañerismo, también adversidad, rupturas y conflictos, por lo que se busca esclarecer alianzas y enfrentamientos al interior de las regiones de la crítica. Además, de indagar y comprender diferendos por la reparación y la justicia. Así, se despliega en el plano de la crítica un transcribir normativo, y tal condición como la modalidad de hacerlo presenta un problema: ¿cómo puede la crítica concebirse fiel a ella misma? ¿Es acaso posible reconocer una experiencia crítica? La mesa propone una reflexión sobre las condiciones de la crítica que sea, a su vez, una indagación sobre las perspectivas del pensamiento sociológico y sus especificidades epistemológicas. La interrogación sobre la posibilidad de una sociología crítica pone en crisis su propia representación institucional del saber. Por eso los estilos de la crítica exigen ser pensados desde sus posiciones con relación al conocimiento, a las subjetividades, a la globalización, a lo político, a la memoria, al derecho, a la ciencia y a la literatura.